31 de marzo de 2002

Pic Mail d’Aulon 2621 grand couloir Est II/ AD+. Auloueilh-Vallée d’Aure, Pirineos




Posted by Picasa
vivac
luchando en el estrechamiento 
parte centra
parte superior

tiempo 01h45’ la aproximación (13h00 a 14h45’) y 09h45’ la actividad del 2º día (5h
salimos, 9h15’ en cima, 12h45’ recuperamos vivac-cubeta y 14h45’ en G. Lurgues de vuelta)
meteo borrasca la tarde-noche del sábado, buen tiempo con nubes altas el domingo.
temperatura contenida, buena helada nocturna.
base granjas de Lurgues (1400 m)

bibliografía pirineos nieve+hielo (Mousel).

routenote aproximación evidente a través grandes pendientes de hierba del valle entre Mail y Arbizon (el inicio es común con la normal Sur del mismo).
Bajo el cono de entrada hay un pequeño plateau donde vivaquear (vaude), a 2170 m. En hora y media se llega fácil y puedes empezar a montar la tienda. Elegimos esta opción, que obliga a recuperar material a la vuelta, por la orientación, que obliga a madrugar mucho.

El corredor: Primer tercio 45/50º en nieve (posible afloramiento de hielo también), con un par de rimayas fáciles. El tramo clave es un resalte en nieve que encontramos casi infranqueable (nieve acumulada sin transformar, pared vertical y salida en hielo estrecha muy difícil, aunque estos tramos son difícilmente describibles). Pasamos por su derecha, un tramo de 20 m de III mixto expo, con aseguramiento inexistente dada la mala roca que carece de fisuras. Se retoma la nieve, siguiendo en los dos tercios superiores, con ligera tendencia a girar a la dcha., con pendiente constante 45/50º muy homogénea. No hay descanso en todo el corredor si quitamos el tiempo en la reunión en el tramo clave. Se sale a cima a la derecha, muy cerca ya.

descenso Destrepar rocas fáciles y descender pala evidente (SO) de unos 30/35º, nos tocó nieve dura perfecta para crampones. Al final de la pala retomamos el valle principal, girando a la izda. Se pasa por la cabaña de Auloueilh (bien equipada para pasar la noche), y por el sendero al coche (aunque hay que subir, anteriormente a llegar al mismo, a por el material de vivac de la noche anterior).

coment.: Al y yo, solos, como en Pala de Ip y Ronglet, a por otro corredor ambicioso. Nada de lugares
comunes ni macizos frecuentados. Se trata de una vía que poca gente se acerce a hacerla, seguramente.

Z, con su hermano D, lo había hecho hace años, pero sin estar aun documentado. Yo lo descubrí en el libro referido, y luego Z le ha ampliado la info a Al, que es lo ideal. Salimos de buena mañana y llegamos con tiempo de, tras montar la tienda, subir a explorar el corredor hasta el paso vertical. Sin más que los piolos y algo de material, llegamos a ver el tramo de nieve-hielo y su posible variante en roca. Lo vemos factible y volvemos a la tienda.
Mientras, ha empezado a nevar. Ya cenando y en los sacos, sigue nevando. Y las dudas sobre si se
nos fastidiará el plan. Las condiciones de la ruta, por lo demás, parecen buenas y con una heladita
nocturna la cosa puede quedarse muy bien.

A las 4h a.m. nos empezamos a mover, y, aunque hay nubes altas, nos animamos. Le entramos sobre las 5h10’. Un intento de Al al tramo de nieve y lo deja por inútil y peligroso. Acomete el tramo de roca. Lo pasa sin un solo seguro. Cuando lo paso yo, me doy cuenta de lo expuesto y difícil que es, y de su mérito. Si se hubiera achantado, no lo hubiéramos hecho y ahora estaríamos pensando en volver el invierno próximo.

Salimos de la reunión a buen ritmo en ensamble, y pone algún seguro intermedio en nieve y un par de buenas bagas sobre rocas. Tras cuatro horas salimos del canal y, tras disfrutarlo “contenidamente” por el esfuerzo físico y mental, disfrutamos de la cima: Relajación, alimentos, vistas de preciosos picos circundantes (el gran Arbizon del año pasado enfrente...).
Descenso fácil aunque requiere atención al cramponaje, por una larga pala en nieve dura. Mientras paramos, nos vamos despojando de material técnico y de ropa, cargando la mochila otra vez.

Subir a recuperar el vivac, con la mochila vaciada, supone menos esfuerzo del que imaginábamos. Incrédulos llegamos al coche que, como siempre, se hace de rogar. Tras el ritual de cambiarse, estirarse y organizar la carga, tomamos ruta de vuelta.

Donostia, abril de 2004